ONG denuncia que más de 10.000 menores murieron en Gaza producto de la guerra entre Israel y Hamás

La organización Save The Children publicó un informe acerca de la preocupante situación de los menores de edad en el enclave palestino, que sufren los ataques israelíes y representan el 40% de los fallecidos.

Un informe de la organización Save the Children alertó sobre la situación de los menores de edad en la Franja de Gaza, en medio de la guerra entre Israel y Hamás. Según lo que detallaron, más de 10.000 chicos fallecieron desde que comenzaron los ataques contra el enclave palestino.

Además, advirtieron que hay otros miles que se encuentran desaparecidos y se estima que están debajo de los escombros que se desprenden de diferentes ataques. De esta manera, las muertes de menores de edad significan el 40% del total de fallecidos que ascienden a más de 23.400, según los últimos datos entregados por las autoridades sanitarias de Gaza.

«Los niños de Gaza que sobreviven a la violencia sufren horrores indescriptibles, como lesiones que les cambian la vida, quemaduras, enfermedades, atención médica inadecuada y la pérdida de sus padres y otros seres queridos», explicó la ONG. En base a los datos entregados por el Ministerio de Sanidad gazatí, los fallecidos representan al 1% del total de niños que habitan el enclave.

«Se han visto obligados a huir de la violencia, a menudo repetidamente, sin un lugar seguro al que ir, y se enfrentan al terror de un futuro incierto«, explicó Save the Children en un comunicado. Y remarcaron que «unos 1.000 niños y niñas de Gaza han perdido una o ambas piernas, a muchos se las han amputado sin anestesia, y necesitarán atención médica de por vida».

Otro punto crítico para los jóvenes en la Franja es el riesgo de morir por hambre y enfermedades, un fenómeno que se extendió desde que comenzaron los ataques. La ONG advirtió también acerca del daño mental que sufren los sobrevivientes. «Por cada día sin un alto el fuego definitivo, han muerto una media de 100 niños y niñas. No puede haber justificación alguna para asesinar niños», firmó Jason Lee, director de la organización. 

«Durante casi 100 días, los niños y niñas han estado pagando el precio de un conflicto en el que no tienen nada que ver. Están aterrorizados, heridos, mutilados y desplazados«, sumó el directivo. También se cuestionó la falta de una nueva tregua, ya que esto llevó a los menores a enfrentar «graves violaciones todos los días, mientras que las condiciones para proporcionarles la ayuda humanitaria que necesitan simplemente no existen».

En esa línea, Save The Children pidió por un alto al fuego definitivo, en busca de «salvar y proteger las vidas de los niños y niñas de Gaza». Además, se sumaron al pedido a Israel para que permita el ingreso de ayuda humanitaria, así como la reapertura de la llegada de productos comerciales con el fin de que las infancias no mueran producto del hambre y las enfermedades.

Ver También

Cómo es la reforma laboral que la UCR le entregó al Gobierno

El Gobierno intentó aplicar una reforma laboral por decreto que chocó de frente con los …